No se puede escribir nada que no se haya escrito ya, una temporada que se presumía ilusionante no esta siendo la esperada. Se pueden hablar de errores, alguno ha habido, pero creo que no es el momento. Las notas, las evaluaciones, la temporada, todo se puede ver con perspectiva al final.

Una vez escuché, no sé ciertamente el rigor científico, que cuando el cuerpo entraba en estado de pánico, se paraban todos los órganos y todas las funciones del organismo que no fueran esenciales, toda la energía del cuerpo se ponía al servicio de la supervivencia.

Si había que correr, si había que luchar, si había que pensar como salir de alguna situación, toda la energía del cuerpo se trasladaba a esa posible situación.

Hemos entrado en esa situación, en ese momento de inestabilidad, en una situación peligrosa y que nos tiene a todos los seguidores del CD Castellón preocupados.

Estamos últimos, a sólo 4 puntos de la salvación, una distancia todavía muy salvable a las alturas de temporada que estamos, pero es el momento de reaccionar. Todos los que formamos parte del club, todos los que nos emocionamos con el equipo, debemos reaccionar.

Cada uno tenemos nuestra parcela, jugadores, técnicos, afición, directiva, todos tenemos un punto de mejora y lo tenemos que poner en salvar la temporada, en estar el año que viene en una categoría que tanto nos costó conseguir.

Nosotros como afición volveremos a aplaudir y animar, la victoria tiene que llegar. No podemos decaer, el partido del domingo es el camino.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here